Estructura empresarial: Cómo elegir el adecuado

La elección de una estructura empresarial depende, entre otros factores, de su tolerancia a arriesgar su patrimonio personal.Andrew L. Wang Jul 19, 2017

Muchos o todos los productos que aparecen aquí son de nuestros socios que nos compensan. Esto puede influir en los productos sobre los que escribimos y en dónde y cómo aparece el producto en una página. Sin embargo, esto no influye en nuestras evaluaciones. Nuestras opiniones son propias. Esta es una lista de nuestros socios y así es como ganamos dinero.

Diseñar un sitio web espectacular, crear un prototipo de su producto, hablar para conseguir su primer gran pedido: estas partes de la creación de su empresa probablemente despiertan sus pasiones empresariales.

La estructura comercial de tu nueva empresa? No es tan emocionante.

Pero espere. Es crucial considerar cuidadosamente qué estructura es la más adecuada para usted, porque tendrá implicaciones en la forma en que el IRS grava los beneficios de su empresa. También determinará si sus bienes personales están protegidos cuando otros exijan dinero a su empresa. También entran en juego otras consideraciones, como la gestión de la nueva empresa y sus planes a largo plazo.

A continuación, hemos resumido los tipos de estructuras empresariales y lo que hay que tener en cuenta antes de elegir una.

Opciones de estructura empresarial

Las estructuras empresariales son, en gran medida, creaciones de la legislación estatal, por lo que hay pequeñas variaciones en los detalles de un estado a otro. He aquí cinco modelos habituales:

Empresa unipersonal

Una empresa no constituida que es propiedad de una persona que declara los beneficios de la empresa en su declaración de impuestos individual. La sociedad unipersonal es la estructura empresarial más sencilla y es fácil de poner en marcha.

Sociedad colectiva

Una empresa no constituida en sociedad que pertenece a varios propietarios, ya sean personas u otras empresas. Los beneficios se dividen entre sus propietarios y se declaran en sus declaraciones de impuestos. Los tipos de sociedades más comunes son las sociedades colectivas, las sociedades comanditarias, las sociedades de responsabilidad limitada (LLP) y las sociedades de responsabilidad limitada (LLLP).

Sociedad de responsabilidad limitada (SRL)

Una LLC es una estructura empresarial híbrida que limita la responsabilidad personal de sus propietarios -llamados miembros- como una corporación, pero permite que los beneficios sean gravados a nivel de los miembros o a nivel corporativo.

Sociedad anónima

Una corporación S tiene una clase de acciones y no más de 100 accionistas, ninguno de los cuales puede ser otra empresa con fines de lucro o una persona sin tarjeta de residencia que no cumple con los requisitos de residencia del IRS. Los beneficios tributan en la declaración de la renta de los accionistas y éstos tienen una responsabilidad limitada.

Sociedad anónima

Una corporación cuyos beneficios se gravan una vez a nivel empresarial y una segunda vez a nivel individual cuando los beneficios se distribuyen a los accionistas, que tienen una responsabilidad limitada por las deudas de la empresa. Las sociedades C pueden tener varias clases de acciones y un número ilimitado de accionistas.

Cambiar de estructura empresarial es posible, pero lo mejor es decidir con antelación cuál es la que va a necesitar en los próximos años. El cambio de estructura puede resultar complicado -por no hablar de lo caro que resulta, en términos de honorarios legales- y el esfuerzo podría distraer la atención de la gestión de la empresa.

Elegir la estructura de su empresa: Qué hay que tener en cuenta

¿Cuál es su tolerancia al riesgo para los activos personales??

Cuando usted dirige un negocio, corre un mayor riesgo de ser demandado. Por qué? Las empresas interactúan con el mundo -otras empresas, el gobierno, la gente común- mucho más que la mayoría de los individuos, y cuando lo hacen, es muy probable que haya dinero de por medio.

En una empresa unipersonal, si su negocio es demandado y pierde, sus activos personales – bienes inmuebles, coches, cuentas bancarias – pueden ser objetivos para las partes que buscan cobrar los daños. Lo mismo puede decirse, en algunos casos, si incumple un préstamo comercial y firmó una garantía personal, o el prestamista colocó un gravamen sobre sus bienes. El prestamista puede intentar recuperar su inversión con sus bienes personales.

» COMPARA: Prestamistas para pequeñas empresas

En una sociedad colectiva, los acreedores pueden recurrir a los bienes personales de los socios para recuperar la totalidad de la deuda. Es diferente en una sociedad limitada, en la que sólo los socios colectivos son responsables personalmente de las deudas de la empresa, mientras que los socios comanditarios son responsables de las deudas de la empresa sólo hasta el importe de su inversión. Más comunes entre los abogados son las sociedades de responsabilidad limitada, que limitan la responsabilidad de los socios por las deudas de la empresa, pero los hacen responsables individualmente de sus actividades profesionales. También existen las sociedades limitadas de responsabilidad limitada, un tipo de sociedad limitada que extiende la responsabilidad limitada a los socios generales, no sólo a los socios comanditarios.

Las LLC y las corporaciones limitan la responsabilidad de sus miembros o accionistas, por lo que los activos personales están protegidos.

Cómo quiere que Hacienda grave los beneficios de su empresa?

Las empresas unipersonales, las asociaciones y las corporaciones S son entidades de paso, al igual que algunas LLC. En una entidad de transferencia, los beneficios se transfieren directamente a los propietarios de la empresa. A la hora de pagar los impuestos, se declaran en las declaraciones individuales de los propietarios.

Por defecto, el IRS considera a las LLCs como entidades de paso a menos que opten por tributar como una corporación.

Las sociedades C son entidades separadas de sus propietarios, por lo que sus beneficios se gravan a nivel corporativo. Si una corporación paga dividendos, que salen de sus ingresos después de impuestos, los accionistas también deben pagar impuestos sobre sus ganancias.

Cómo de formal quiere que sea su estructura de gestión?

Si hay varios propietarios, la estructuración de la empresa puede ser más complicada.

Las sociedades se suelen regir por acuerdos que especifican cómo se reparten los beneficios de la empresa entre las partes y qué ocurre cuando un socio se jubila, queda incapacitado, se declara en quiebra o fallece.

Una corporación S o C está obligada por ley a tener un consejo de administración que supervise la dirección de la empresa en nombre de los accionistas.

La estructura de una LLC permite generalmente elegir entre ser gestionada por los miembros o supervisada por un equipo de gestión, que puede incluir miembros o no miembros. Las LLC suelen redactar un acuerdo de funcionamiento en el que se especifican las funciones.

¿Cuánta complejidad administrativa puede soportar??

En el caso de las estructuras empresariales que no son corporaciones, el papeleo y las tasas iniciales son relativamente ligeras, y son lo suficientemente sencillas como para que los propietarios las manejen sin conocimientos especiales (aunque es una buena idea consultar a un abogado o a un contable para obtener ayuda). Los requisitos continuos suelen ser anuales.

En el caso de las sociedades «S» y «C», la complejidad administrativa aumenta, y es casi seguro que necesitará un abogado y un contable. En todos los estados, hay que pasar por el aro fiscal y legal para que las corporaciones se conviertan y sigan cumpliendo. El incumplimiento de los plazos, el pago de determinadas tasas y la presentación de los formularios adecuados pueden dar lugar a sanciones.

¿Cuáles son sus objetivos a largo plazo para la empresa??

La estructura adecuada no sólo depende de la situación actual de su empresa; también depende de dónde le gustaría estar dentro de tres o cinco años, o incluso más.

Si busca un crecimiento rápido, que requiere dinero en efectivo, las corporaciones C permiten múltiples clases de acciones y no restringen el número o tipo de accionistas. Son la mejor opción si buscas inversiones de capitalistas de riesgo o si planeas convertirte en una empresa que cotiza en bolsa, en lugar de una empresa privada, a corto o medio plazo.

Otra cuestión a tener en cuenta es qué ocurre si usted u otro propietario fallece, quiebra o se retira. Las sociedades anónimas siguen vivas después de estos acontecimientos, pero generalmente los otros tipos de estructuras empresariales se disuelven a menos que se especifique lo contrario de antemano.

Deja un comentario